SOBRE SU OBRA

PASIÓN POR LA FORMA, LA GEOMETRÍA, LA COMPOSICIÓN Y EL COLOR

Su relación con el arte comienza durante su infancia haciendo piezas de cerámica.Disfruta sus estudios de arquitectura y se especializa en Forma y Comunicación en la UB -Universidad de Belgrano-, en Buenos Aires, Argentina. Se gradúa como arquitecta, y en simultáneo estudia varias técnicas de pintura, como acuarela. Durante esta etapa, su obra incluye paisajes y composiciones abstractas. Considera al "PUNTO", como elemento de origen: da forma a la línea y la transforma en un recurso poderoso. Realiza numerosos cursos, talleres y workshops en los que consolida el uso de la tinta china, acuarela, grafito y otras técnicas de dibujo y pintura, que fortalecen y diversifican su producción.  En volumen, Ana Steinnekker realiza máscaras, composiciones tridimensionales, cabezas, juegos, y figura humana para exterior e interior. Mas tarde llega al óleo y al acrílico, que aplica en naturalezas muertas, modelos y collages. Años más tarde, la artista trabaja con metales: diseños de plata, maridaje de metales, y materiales no convencionales tales como: papel,,caramelos, acrílico y madera.  También dibuja cuentos superpuestos e historias sin final, siempre fiel al valor del punto como recurso constructivo. En su trabajo, Steinnekker captura la eterna búsqueda personal. Hay escaleras que se dirigen a diferentes lugares o a ninguno en particular, niñas que caen en los huecos de enormes escaleras antiguas, espacios imaginarios.  Le gusta viajar, y lo hace frecuentemente, lo que le brinda la oportunidad de visitar distintos lugares, conocer culturas, arte y ponerse en contacto con  otras miradas del mundo.  La forma, la composición, el diseño, el color, la línea y la búsqueda de nuevos materiales apasionan a esta artista. En su obra se encuentran elementos que son impensables en el lienzo tradicional, lo que para el espectador resulta ser un juego fascinante.